Estás utilizando un navegador obsoleto

Es posible que debido al navegador que estás usando, algunas páginas de esta web no se vean de manera óptima, por lo que te recomendamos que utilices Google Chrome, Mozilla Firefox o Internet Explorer 11. Muchas gracias.

fachadas 07.09.2021

Qué es el ensayo Blower Door, normativa y aplicación en proyectos Passivhaus

En el artículo “Claves de la estanqueidad al aire en edificaciones” El ensayo Blower Door es una prueba normalizada de diagnóstico que permite medir el grado de hermeticidad de un edificio mediante la detección de infiltraciones de aire a través de su envolvente.

La importancia de la medición de la hermeticidad reside en que es un parámetro básico para mejorar la eficiencia energética en construcciones tanto Passivhaus como de Edificios de Consumo de Energía Casi Nulo (ECCN).

Este procedimiento es el más utilizado para evaluar la estanqueidad al aire en construcciones residenciales, comerciales e industriales en toda Europa.

Importancia del control de la estanqueidad

Conocer el nivel de estanqueidad de un inmueble es fundamental para construir edificios de bajo consumo energético. Un valor elevado de hermeticidad permite reducir la demanda energética y facilita el dimensionamiento de los equipos de ventilación mecánica que garantizan la calidad del aire en el interior de las viviendas pasivas (ya hablamos en el artículo anterior de la importancia de estos equipos de ventilación mecánica para evitar problemas de condensación en las paredes y techos)

Por el contrario, un edificio cuyos cerramientos presentan juntas y encuentros mal sellados tendrá facturas energéticas elevadas, y por las fisuras de su envolvente no solo entrarán corrientes de aire y humedad, sino también partículas de polvo, polen o incluso insectos.

Hay que decir que el test Blower Door no evalúa el nivel de aislamiento térmico de un inmueble, sino que su finalidad es detectar la existencia de entradas de aire que afectan al confort higro-térmico dentro de la vivienda.

 

Cómo se mide la estanqueidad dentro de un inmueble

 

El ensayo, denominado Blower Door test o ensayo de puerta soplante, se realiza en un inmueble con todas las puertas y ventanas cerradas, y consiste en ajustar una lona estanca en un hueco de la fachada -generalmente la puerta principal- en donde se instala un ventilador calibrado que realiza la tarea de presurizar o despresurizar el edificio hasta alcanzar una diferencia de 50 Pascales de presión entre el exterior y el interior.

El aire exterior entrará por cualquier rendija de la envolvente y unos sensores detectarán el cambio de presión, enviando la información a un software que registrará los resultados indicando el grado de permeabilidad al aire de la construcción.

Regulación del ensayo Blower Door

 

El test de estanqueidad Blower Door es obligatorio en muchos países europeos para edificios de nueva construcción y para obtener certificaciones de eficiencia energética como la Pasisvhaus o los certificados de construcción sostenible BREEAM y LEED. En otros, no es obligatorio pero prácticamente imprescindible para asegurarse cumplir con la normativa vigente y no llevarse una sorpresa al haber finalizado la obra.

En España, sin embargo, el Código Técnico de la Edificación todavía la considera como una prueba opcional. Uno de los requisitos que el actual CTE-HE-2019 establece para asegurar la estanqueidad al aire de la envolvente de un edificio es la relación del cambio de aire de la envolvente térmica (n50), que se puede obtener de dos maneras: aplicando la fórmula matemática de tabla 3.1.3.b del CTE-HE1 o realizando el ensayo normalizado Blower Door.

No obstante, este ensayo cada está siendo más utilizado para garantizar la correcta ejecución de los proyectos EECN (Edificios de Consumo de Energía casi Nulo) o nZEB (near Zero Energy Building).

La regulación del ensayo Blower Door se rige según la norma UNE 13829 vigente en muchos países europeos, pero en España se ha derogado y sustituido por la norma UNE EN – ISO 9972:2019 de prestaciones térmicas de los edificios. Es la que se debe seguir para determinar los valores de permeabilidad al aire y de cuantificar el nivel de hermeticidad mediante el método de presurización con ventilador.

 

El ensayo Blower Door en el estándar Passivhaus

El ensayo de hermeticidad Blower Door es un requisito indispensable para que una vivienda obtenga la certificación Passivhaus, que es la referencia a nivel internacional en edificios de consumo casi nulo.

Este estándar de construcción limita a 0,6 las renovaciones de aire a la hora a 50 pascales de presión, en el valor n50. Estos son unos valores muy exigentes que requieren un exhaustivo control durante la ejecución de la obra.

En caso de que el test no alcance los valores requeridos, se entenderá que la vivienda sufre pérdidas de aire y que la calidad en la ejecución de la envolvente del inmueble no ha sido la adecuada, por lo que el edificio no obtendrá el sello Passivhaus.